Tratamiento de las verrugas

Tratamiento

Información sobre el tratamiento de enfermedades y estados de salud

Esta página intenta proporcionar información sobre verrugas y lista algunos de sus posibles tratamientos.

La información disponible en esta página sobre verrugas y su tratamiento ha sido obtenida de múltiples fuentes y puede no ser totalmente precisa.

Si crees que padeces verrugas o algunos de sus síntomas, te recomendamos que visites a tu médico antes de comenzar ningún tratamiento por tu cuenta.

Imágen de tratamiento de las verrugas

Las verrugas son crecimientos de la piel causados por una infección del virus del papiloma humano (VPH). Por lo general, las verrugas son indoloras. Sin embargo si están situadas en zonas de roce o afeitado, pueden resultar molestas e incluso dolorosas. Las verrugas pueden tener diferentes formas y tamaños.

A continuación os exponemos los principales tipos de verrugas:

  • Verrugas comunes.
  • Verrugas plantares.
  • Verrugas genitales.
  • Verrugas planas.
  • Verrugas filiformes.
  • Verrugas periungueales.

No siempre es necesario tratar las verrugas. La mayoría de verrugas desaparecen por sí solas en cuestión de meses o años. Por lo general, sólo se tratan las que son dolorosas o desagradables para la persona que las tiene. Las verrugas, que se propagan fácilmente, también suelen tratarse. El tratamiento en casa se realiza con ácido salicílico o cinta adhesiva. Si esto no funciona, se utilizan otros medicamentos o se lleva a cabo la congelación (crioterapia). La cirugía es también una opción.

Las verrugas se propagan fácilmente por contacto directo con el virus del papiloma humano. Puedes reinfectarte tocando la verruga y luego tocando otra parte de tu propio cuerpo. También puedes infectar a otras personas utilizando los mismos objetos de higiene personal o por el roce con la verruga en sí.

El tratamiento de las verrugas no siempre funciona. Después de haberla reducido o eliminado, las verrugas pueden reaparecer o extenderse a otras partes del cuerpo. Esto se debe a que la mayoría de los tratamientos destruyen la verruga, pero no matan el virus que causa la verruga.

El objetivo del tratamiento de las verrugas es destruir o eliminar la verruga sin crear tejido cicatricial, lo que puede ser más doloroso que la propia verruga.

Además de los tratamiento antes mencionados, el médico puede aconsejarte otros tratamientos, entre los que se pueden incluir:

  • Crema con retinoides (Retin-A, Avita), que es un medicamento recetado que se aplica a la verruga en casa. Se interrumpe el crecimiento de las células de la verruga.
  • Cantaridina (Cantharone, Cantharone Plus). Este medicamento levanta la piel que hay debajo de la verruga. Se inyecta en la verruga en un consultorio médico.
  • Ácido Bicloracético. Este medicamento mata las verrugas mediante la destrucción de las proteínas de sus células.
  • Inmunoterapia, provoca que tu sistema inmune destruya el virus que causa la verruga.
  • Imiquimod (Aldara).
  • Interferón. Éste es un tratamiento experimental y sólo se utiliza para las verrugas severas y resistentes al tratamiento.

Si el tratamiento en casa, la crioterapia o la medicina no elimina la verruga, el médico puede tratar de quitar quirúrgicamente la verruga. Las opciones incluyen:

  • Electrocirugía y curetaje. La electrocirugía quema la verruga con una corriente eléctrica. El curetaje corta la verruga con un cuchillo afilado o una pequeña herramienta en forma de cuchara. Los dos procedimientos se usan a menudo de forma conjunta.
  • Cirugía con láser.

Otras opciones de tratamiento incluyen otros medicamentos como el fluorouracilo y la cimetidina. La terapia fotodinámica también es efectiva.

Verrugas genitales

Las verrugas también puede aparecer en los genitales, tanto femeninos como masculinos. Las verrugas en esta zona se traspasan básicamente por las relaciones sexuales. Las verrugas genitales pueden aparecer alrededor del ano, dentro del recto o de la vagina o en el cuello uterino. En algunos casos, las verrugas genitales son demasiado pequeñas para verlas.

Las verrugas genitales son de color carne o gris, a menudo, crecen varias verrugas juntas formando algo parecido a una coliflor. Las verrugas genitales pueden causar cambios en las células que aumentan el riesgo de cáncer anal, cervical o rectal.

Verrugas vulgares

Las verrugas vulgares son ásperas y de color gris o marrón. Tienen forma de cúpula y aparecen con mayor frecuencia en las manos, pero también pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo.

Verrugas planas

Éstas se encuentran generalmente en la cara, los brazos o las piernas. Son pequeñas y tienen una cabeza aplanada. Las verrugas planas pueden ser de color rosa, marrón claro o amarillo claro.

Verrugas plantares

Estas verrugas aparecen en las plantas de los pies. Tienen un aspecto como de manchas oscuras. Son duras y gruesas. Las verrugas plantares pueden causar dolor al caminar. Éstas se eliminan normalmente con cirugía.

Verrugas en la cara

Las verrugas que aparecen en la cara, suelen ser las verrugas filiformes. Estas verrugas con color carne. Suelen aparecer alrededor de la boca, la nariz o la barba.

Verrugas en el cuello

Las verrugas que aparecen en el cuello suelen ser molestas y normalmente deben ser eliminadas con láser. Estas verrugas se suelen enganchar con el pelo y con los collares.

Verrugas en las manos

Las verrugas en las manos suelen ser molestas. El tratamiento más utilizado para eliminar las verrugas de las manos es el acido bicloracético. Este medicamento mata las verrugas mediante la destrucción de las proteínas de sus células. Es útil tanto para las verrugas de las palmas de las manos y de las plantas de los pies.

Verrugas en niños

Las verrugas son más comunes en los niños, éstas pueden crecer en cualquier parte de su cuerpo.

El tratamiento más adecuado para eliminar las verrugas en niños, será el láser, ya que elimina la verruga en el mismo momento. La crioterapia no debe utilizarse en niños menores de 4 años.

Artículos relacionados con Tratamiento de las verrugas