Tratamiento de la bronquitis

Tratamiento

Información sobre el tratamiento de enfermedades y estados de salud

Esta página intenta proporcionar información sobre bronquitis y lista algunos de sus posibles tratamientos.

La información disponible en esta página sobre bronquitis y su tratamiento ha sido obtenida de múltiples fuentes y puede no ser totalmente precisa.

Si crees que padeces bronquitis o algunos de sus síntomas, te recomendamos que visites a tu médico antes de comenzar ningún tratamiento por tu cuenta.

En el siguiente enlace puedes ver más información sobre los síntomas de la bronquitis.

Imágen de tratamiento de la bronquitis

La bronquitis es una inflamación de la mucosa de los bronquios y puede ser aguda o crónica. A menudo, el desarrollo de una infección respiratoria o resfriado puede desembocar en una bronquitis.

El objetivo del tratamiento para la bronquitis es aliviar los síntomas y facilitar la respiración. En la mayoría de los casos, el tratamiento de la bronquitis consta de:

  • Descansar
  • Tomar analgésicos sin receta para el dolor
  • Beber líquidos
  • Inhalación de aire cálido y húmedo
  • Medicamentos con receta como los antibióticos

Bronquitis aguda

La bronquitis aguda es una inflamación de las principales vías respiratorias que van a los pulmones (los bronquios) y que generalmente dura por un período breve de tiempo. En las personas sanas, los antibióticos generalmente no son útiles ya que la bronquitis aguda casi siempre es causada por un virus, que no responde a los antibióticos. Los antibióticos sólo deben utilizarse si el médico así lo dictamina.

Los broncodilatadores son unos medicamentos que se utilizan para abrir las vías respiratorias. El médico puede prescribirte este tipo de medicamentos si tienes sibilancias.

Los descongestionantes también pueden ayudar a aliviar los síntomas de la bronquitis. El médico también te recomendará que bebas más líquidos para diluir la mucosidad en los pulmones, que descanses y utilices un humidificador de vapor frío.

Bronquitis crónica

La bronquitis es un término que describe la inflamación de los conductos bronquiales (bronquios y bronquiolos) dando como resultado una secreción excesiva de moco, reduciendo o cerrando las vías respiratorias.

La bronquitis crónica se define como una tos diaria durante más de 3 meses. La principal causa de la bronquitis crónica es el tabaquismo. Lo ideal sería que la gente buscara atención médica antes de que se desarrolle la bronquitis crónica. Las personas con bronquitis crónica deben buscar atención médica inmediatamente si tienen disnea severa, cianosis y fiebre.

El tratamiento de la mayoría de las personas con bronquitis crónica es dejar de fumar y evitar el polvo en suspensión, sustancias químicas u otras situaciones que dan lugar a irritación bronquial. Los tratamientos médicos para la bronquitis crónica incluyen broncodilatadores, esteroides y terapia de oxígeno.

Bronquitis infantil

El tratamiento de la bronquitis es evitar que el niño esté expuesto al humo del tabaco o a aire excesivamente contaminado. Es importante asegurarse de que la sangre contiene suficiente oxígeno. En caso de que no lo contenga o que experimente graves ataques de tos, el niño deberá ser hospitalizado y sometido a tratamiento urgentemente.

El tratamiento en niños es el mismo que en adultos, es decir, medicación. Para tratar la bronquitis, es recomendable la utilización de un humidificador y descanso.

Bronquitis en bebés

Cuando tienes un bebé con bronquitis es importante desinfectar las áreas de la casa y cualquier elemento con el que el bebé pueda estar en contacto. También es importante lavarse las manos con frecuencia.

Durante el tratamiento de la bronquitis en bebés, se debe continuar amamantándolo o dándole leche de fórmula. Es esencial mantener un horario de comidas regular para prevenir la deshidratación causada por la producción excesiva de moco y flema.

Se debe utilizar un vaporizador o un humidificador para aumentar la humedad en el ambiente y así ayudar a desenganchar la mucosidad de las vías respiratorias del bebé y con esto, aliviar la tos. Para el tratamiento de la bronquitis se puede utilizar una solución salina y una pera de goma para tratar la congestión nasal.

El pediatra puede recetar al bebé un expectorante para aflojar y tratar la congestión del pecho. Se le puede administrar paracetamol o ibuprofeno infantil (siempre recetado por el pediatra) para reducir y detener la fiebre y aliviar el dolor de la garganta. El pediatra, si lo cree conveniente, podrá recetar otros medicamentos, como por ejemplo, nebulizadores, antibióticos, etc.

Se debe evitar la exposición a irritantes respiratorios como el humo o los alérgenos de exteriores y polvo. Mientras un bebé está sometido a un tratamiento de bronquitis se debe vigilar que no tiene problemas al respirar (respiración rápida y/o profunda, sibilancias severas, uñas moradas, labios descoloridos, etc.)

Bronquitis en embarazadas

Los principales fármacos en el tratamiento de la bronquitis aguda son antibióticos. Las mujeres embarazadas, no pueden tomarlos especialmente en el primer trimestre del embarazo. Por lo general, los médicos tratan de evitar los antibióticos y los utilizan sólo en casos extremos, si existe el riesgo de neumonía o infección intrauterina del feto. Cuando no se puede evitar el uso de antibióticos, el médico recetará unos fármacos con penicilina que no son perjudiciales para el feto durante el embarazo.

A partir del segundo trimestre de embarazo se pueden utilizar antibióticos del grupo de las cefalosporinas. Para tratar procesos infecciosos agudos de las vías respiratorias se puede utilizar Bioparox.

Bronquitis asmatiforme

La bronquitis y el asma son dos tipos de inflamaciones de las vías respiratorias. La bronquitis es la inflamación de las vías respiratorias generalmente causada por infecciones virales o bacterianas.

Los tratamientos para la bronquitis asmatiforme son esencialmente los mismos que los utilizados para tratar el asma y la bronquitis. Pueden incluir:

  • Broncodilatadores de acción corta.
  • Corticosteroides inhalados.
  • Modificadores de leucotrienos.
  • Cromoglicato o teofilina.
  • Antibióticos.

Artículos relacionados con Tratamiento de la bronquitis