Tratamiento del acné

Tratamiento

Información sobre el tratamiento de enfermedades y estados de salud

Esta página intenta proporcionar información sobre acné y lista algunos de sus posibles tratamientos. La información disponible en esta página sobre acné y su tratamiento ha sido obtenida de múltiples fuentes y puede no ser totalmente precisa.

Si crees que padeces acné o algunos de sus síntomas, te recomendamos que visites a tu médico antes de comenzar ningún tratamiento por tu cuenta.

Imágen de tratamiento del acné

El acné es una afección cutánea que se produce cuando los folículos pilosos se obstruyen. El acné suele aparecer en la cara, cuello, pecho, espalda y hombros. Esta afección puede ser muy molesta y persistente. Dependiendo de la gravedad y del tipo de acné, éste puede causar angustia emocional y cicatrices en la piel.

Existen tratamientos eficaces para el acné. Los tratamientos contra el acné reducen la producción de grasa, acelerando el recambio celular de la piel, combatiendo la infección bacteriana y reduciendo la inflamación. Al someterte a la mayoría de los tratamientos del acné con receta médica, puedes ver los resultados tras un periodo de tiempo de entre cuatro a ocho semanas. La piel puede empeorar antes de mejorar por lo que no te alarmes si el acné parece empeorar al principio.

El dermatólogo puede recetarte medicamentos tópicos o por vía oral. Los medicamentos orales recetados para el acné no deben consumirse durante el embarazo, especialmente durante el primer trimestre.

Tipos de tratamientos del acné son:

  • Tratamientos tópicos.
  • Antibióticos.
  • Isotretinoína.
  • Anticonceptivos orales.
  • Exfoliaciones químicas y microdermabrasión.

Acné vulgar

El acné vulgar es una enfermedad común de la piel que afecta aproximadamente al 80% de la población en algún momento de sus vidas. Este tipo de acné se caracteriza por comedones no inflamatorios, abiertos o cerrados y por pápulas inflamatorias, pústulas y nódulos. El acné vulgar afecta típicamente a las áreas de la piel con la mayor densidad de folículos sebáceos, como la cara, la parte superior del pecho y la espalda.

El tratamiento del acné vulgar debe estar orientado contra los factores patógenos conocidos que causan el acné. Estos factores incluyen la hiperproliferación folicular, el exceso de sebo y la inflamación. El grado y la gravedad del acné ayudan a determinar el tipo de tratamiento. Los tratamientos contra el acné vulgar pueden consistir en antibióticos tópicos o sistémicos o de peróxidos de benzoilo.

Acné severo

El acné severo se caracteriza por quistes profundos, inflamación, daño extensivo a la piel y cicatrices. A veces, puede requerir un tratamiento agresivo y debe ser tratado por un dermatólogo. El tratamiento del acné severo puede incluir:

  • Drenaje y escisión quirúrgica.
  • Inyecciones de corticosteroides interlesional.
  • Isotretinoína.
  • Antibióticos orales.
  • Anticonceptivos orales.

Tratamientos caseros para el acné

El acné se puede tratar de forma casera. A continuación te ofrecemos cinco tratamientos caseros contra el acné:

  • Con pasta de dientes: Puedes aplicar pasta de dientes a un grano grande, doloroso con forma irregular para acelerar su secado.
  • A base de azufre: Aplicar sobre el grano un ajo crudo.
  • Aloe Vera: Reduce el enrojecimiento y la inflamación.
  • Zumo de limón: Aplicando a los granos zumo de limón.
  • Algunas veces para curar el acné o reducir su severidad es suficiente con consumir la cantidad adecuada de vitaminas y otros nutrientes esenciales.

Acné en adultos

Hay muchas personas que sufren acné a una edad adulta. Los tratamientos recomendados en estos casos pueden ser:

  • Medicamentos con ácido salicílico y peróxido de benzoilo
  • Cremas con receta que contienen retinoides (derivados de la vitamina A) para ayudar a desconectar los folículos.
  • Un gel que contenga un 5% dapsona, que ayuda a combatir la inflamación implicada en el acné.
  • Píldoras anticonceptivas.
  • Antibióticos orales, que actúan como anti-inflamatorios.
  • Espironolactona.

Tratamiento natural del acné

Algunos tratamientos naturales del acné pueden ser útiles para reducir la inflamación y reducir los brotes de acné, éstos son los siguientes:

  • Aceite de árbol de té: No utilices este aceite si tienes acné rosácea, ya que puede empeorarlo.
  • Alpha hidroxi: Estos ácidos naturales que se encuentran en alimentos tales como frutas cítricas ayudan a eliminar las células muertas de la piel y destapar los poros cuando se aplica tópicamente.
  • Azelaic: Es un ácido suave de origen natural que se encuentra en los cereales integrales y en los productos de origen animal y tiene propiedades antibacterianas.
  • Suplementos de zinc: El zinc juega un papel importante en la cicatrización de heridas y reduce la inflamación.
  • Levadura de cerveza.

Acné rosácea

La rosácea es una condición común, crónica e incurable. Tiene ascensos y descensos periódicos (brotes y remisiones). Los síntomas tienden a aparecer y desaparecer, es fácilmente controlable y manejable médicamente. La rosácea causa diminutos granos rojos y finas líneas rojas en la piel del rostro y puede confundirse con las mejillas sonrosadas, quemaduras del sol o muy a menudo acné vulgar. Si no se trata tiende a empeorar con el tiempo y ser una enfermedad progresiva.

Hay muchos tipos de tratamiento para la rosácea dependiendo de la severidad y extensión de los síntomas. Los tratamientos disponibles son los lavados antibacterianos, cremas tópicas, pastillas antibióticas, láser, exfoliaciones con ácido glicólico, terapia fotodinámica, isotretinoína y protección solar.

Acné conglobata

El acné conglobata (AC) es una forma poco frecuente y severa del acné caracterizada cicatrices irregulares (tanto queloides como atróficas), a menudo produciendo deformidad pronunciada. Los comedones a menudo van en grupo de 2 o 3. Los nódulos se encuentran generalmente en el pecho, los hombros, la espalda, las nalgas, los brazos, los muslos y la cara. El acné conglobata puede desarrollarse como resultado de un deterioro repentino de las sustancias activas papulares o por el recrudecimiento del acné que ha estado inactivo durante muchos años.

El tratamiento del acné conglobata es tomar 0.5-1 mg/kg de isotretinoína durante 4-6 meses. El uso simultáneo de esteroides sistémicos, como 1 mg/kg/día de prednisona durante 2-4 semanas, también puede resultar beneficiosa, sobre todo si se presentan síntomas sistémicos. Las alternativas incluyen tetraciclina oral, minociclina o doxiciclina. Los antibióticos orales de tetraciclina no deben combinarse con isotretinoína oral debido a un mayor riesgo de pseudotumor cerebri. Para los casos resistentes al tratamiento, se recomienda 50-150 mg/día de dapsona.

Acné en la espalda

El acné en la espalda o "bacne", puede ser más difícil de tratar que el acné facial. Se caracteriza por grandes erupciones y nódulos quísticos. Estas lesiones pueden causar cicatrices importantes. A menudo, el acné en la espalda debe ser tratado agresivamente por un dermatólogo.

Los tratamiento para el acné de espalda pueden ser:

  • Lavados con geles a base de ácido salicílico o de peróxido de benzoilo
  • Antibióticos como tetraciclina, minociclina, doxiciclina o eritromicina

Artículos relacionados con Tratamiento del acné