Tratamiento de la desnutrición

Tratamiento

Información sobre el tratamiento de enfermedades y estados de salud

Esta página intenta proporcionar información sobre desnutrición y lista algunos de sus posibles tratamientos.

La información disponible en esta página sobre desnutrición y su tratamiento ha sido obtenida de múltiples fuentes y puede no ser totalmente precisa.

Si crees que padeces desnutrición o algunos de sus síntomas, te recomendamos que visites a tu médico antes de comenzar ningún tratamiento por tu cuenta.

Imágen de tratamiento de la desnutrición

El tratamiento de la desnutrición varía en función de un número de factores, tales como:

  • Si la desnutrición es leve, moderada o severa.
  • Si eres capaz de cocinar comidas saludables para ti mismo.
  • Si eres capaz de comer y digerir alimentos de forma normal.

Dependiendo de estos factores, la desnutrición se puede tratar en casa bajo la supervisión de un nutricionista o de otro profesional cualificado. En los casos más extremos, el paciente debe ser ingresado en el hospital para recibir tratamiento.

Si sufres de desnutrición, el dietista te explicará los cambios que debes hacer en tu dieta. Es probable que te aconseje aumentar gradualmente el consumo de proteínas, hidratos de carbono, agua, minerales y vitaminas. También puede administrarte suplementos o alimentos que son especialmente altos en energía, como las barras de alto contenido proteínico. Si te resulta difícil tragar alimentos o bebidas, puedes necesitar comer alimentos muy blandos o en puré.

Si ingresas en el hospital por desnutrición, es posible que tenga que verte más de un médico, como por ejemplo, un gastroenterólogo, un dietista, una enfermera especializada en nutrición, un farmacéutico, un psicólogo y un trabajador social. Si eres capaz de tragar los alimentos sin ninguna dificultad, entonces pueden tratarte con una dieta de alta energía.

Si no puedes tragar la comida, necesitarás un tubo de alimentación (si tu sistema digestivo está funcionando correctamente) o nutrición parenteral directamente en la vena (si tu sistema digestivo no está funcionando correctamente).

También podrás requerir un tratamiento adicional para la causa o causas subyacentes de tu desnutrición.

Si tu desnutrición se debe a un trastorno digestivo, como la enfermedad de Crohn entonces puedes necesitar un curso corto de corticosteroides (esteroides) para reducir la inflamación en el interior de tu sistema digestivo.

Desnutrición infantil

La mayoría de los casos de desnutrición en los países desarrollados se deben a problemas de salud a largo plazo, no por falta de alimentos, por lo que no suelen requerir tratamiento hospitalario.

En este tipo de casos puedes tratar de darle a tu hijo alimentos adicionales, suplementos y alimentos por lo general altos en proteínas. La causa subyacente de su malnutrición también puede necesitar un tratamiento específico.

Por ejemplo, los niños desnutridos a causa de la fibrosis quística deberán tomar un medicamento antes de las comidas que hará que sea más fácil para el cuerpo digerir los alimentos.

Los niños severamente desnutridos necesitan ser alimentados y rehidratados con gran cuidado, en este estado, no se les puede dar una dieta normal inmediatamente.

Una vez que su condición se estabilice, entonces podrás volver a introducir gradualmente a una dieta normal.

Desnutrición crónica

La desnutrición crónica se produce por la persistente falta de acceso a las vitaminas y minerales necesarios en la primera infancia, lo que lleva a futuros problemas de salud, incluso aunque el paciente recibe una nutrición adecuada más tarde. Entre los ocho y 20 meses, los niños son especialmente vulnerables y pueden desarrollar desnutrición crónica si sus necesidades dietéticas no se cumplen.

Las personas desnutridas no se encuentran necesariamente en peligro de morir de hambre. Las personas con desnutrición crónica, tienden a desarrollarse más lentamente y pueden permanecer físicamente más pequeñas, incluso cuando llegan a la edad adulta. Además, pueden presentar signos reveladores de la mala nutrición, tales como la pérdida del cabello, uñas escamosas o frágiles y debilidad física. La desnutrición crónica expone a las personas al riesgo de discapacidad cognitiva causada por la falta de alimento mientras sus cerebros están creciendo.

La nutrición no se basa simplemente a la cantidad de alimentos consumidos, sino también la calidad. Las personas con desnutrición crónica, a veces, pueden tener exceso de peso como resultado de sus dietas, pero aún así, siguen sin recibir el equilibrio de vitaminas y nutrientes que necesitan para sobrevivir.

Los adultos también pueden experimentar períodos prolongados de desnutrición, pero no es tan peligroso como lo es en el desarrollo de los niños. Los adultos completamente desarrollados no están en riesgo de retrasos en el desarrollo causados por la mala nutrición, a pesar de no tener acceso a una alimentación equilibrada. Este hecho, sin duda puede causar problemas a su calidad de vida, incluyendo la fatiga y el déficit cognitivo. La desnutrición en las mujeres embarazadas y las madres lactantes es un motivo de especial preocupación, ya que puede tener un impacto negativo en el desarrollo del niño. Los niños desnutridos en el útero o durante la lactancia pueden no poder recuperarse completamente, incluso con una intervención nutricional.

Desnutrición grave

Más del 50% de las muertes en niños de 0 a 4 años está asociada con la desnutrición y por lo tanto, su prevención y tratamiento tienen una alta prioridad. El tratamiento debe realizarse en un hospital y debe basarse en una adaptación reductiva, es decir, se debe tener en cuenta que el cuerpo y por lo tanto los órganos del paciente, han reducido su capacidad funcional, debido a la falta de alimento. Por ese motivo, cualquier exceso con la alimentación puede matar fácilmente al paciente.

A los niños severamente desnutridos que llegan al hospital por episodios recurrentes o persistentes de diarrea, deben proporcionarles suplementos de potasio, magnesio y micronutrientes para corregir deficiencias.

El tratamiento debe adaptarse a las necesidades y a la sensibilidad del paciente, por ese motivo, debe ser exhaustivamente monitoreado. Cualquier fallo en el tratamiento puede ser mortal.

Artículos relacionados con Tratamiento de la desnutrición